Saltar para al contenido principal

Un servicio de aguas ejemplar para responder a emergencias sanitarias en Santiago de Chile

La modernización de una red obsoleta de distribución y recolección de agua para proporcionar agua potable a más de 6 millones de habitantes es el desafío que SUEZ enfrentó en Santiago de Chile en 1999. Más allá implementación de infraestructura eficiente, SUEZ ha contribuido a resolver serios problemas de salud, sociales y ambientales y mejorar la calidad de vida de los habitantes de una megalópolis chilena en pleno crecimiento demográfico

La misión

Hacer que el agua sea segura y proteger el recurso

En 1999, la megalópolis de Santiago de Chile confió a SUEZ la gestión de sus servicios de agua potable y aguas residuales.

SUEZ está lanzando un vasto plan para modernizar una red de distribución y recolección de agua destartalada y de tamaño insuficiente para una ciudad que enfrenta un crecimiento demográfico y económico muy fuerte. El objetivo :

  • Proporcionar acceso a agua potable a más de 6 millones de personas, casi un tercio de la población del país,
  • Restaurar la calidad del agua en un entorno natural

 

La misión de SUEZ: ampliar la red de distribución de agua potable y limitar la descarga de agua no tratada en el medio ambiente a fin de solucionar las graves consecuencias para la salud, el medio ambiente y la sociedad que enfrenta el Gran Santiago.

 

Nuestra respuesta

Modernizar el agua y el saneamiento, preservar la calidad de vida

SUEZ ha establecido un programa de inversión masiva para :

  • expandir la red de distribución de agua potable,
  • recoger y tratar el 100 % de las aguas residuales en 2009 (objetivo casi alcanzado en 2006),
  • restaurar la calidad del agua en el entorno natural. 

 

Nuestra primera prioridad ha sido responder a la emergencia de salud dando a todos acceso a agua de calidad. Hemos modernizado y ampliado la red de agua potable de 137 km en 4 años, en colaboración con el Ministerio de Obras Públicas.

A través de acciones ambiciosas lideradas por SUEZ en Santiago de Chile, la megalópolis se beneficia de un sistema de saneamiento que puede preservar los recursos hídricos y enfrentar el desafío del crecimiento sostenible.



Los resultados

Mientras que solo el 3% de las aguas residuales se trata en 1999, SUEZ está desarrollando un plan de purificación de agua particularmente ambicioso :

  • La red de alcantarillado se amplió en 95 km en 2004 y se repararon o renovaron 644 km de tuberías.
  • Se construyeron más de 20 plantas de tratamiento en 10 años. La Farfana, que procesa aproximadamente el 50 % de las aguas residuales de Santiago, es una de las 5 plantas de tratamiento de aguas residuales más grandes del mundo.
  • El biogás de digestión de los lodos produce más del 60 % de la electricidad necesaria para la planta de tratamiento de aguas residuales de la Mapocho y reduce las emisiones de gases de efecto invernadero.
  • Hoy, el 100 % de la población de Santiago de Chile y sus alrededores se beneficia de un sistema de saneamiento de alto rendimiento que mejora significativamente la calidad de vida. Las infecciones entéricas y las molestias olfatorias se han reducido considerablemente y algunas partes de la ciudad se han rehabilitado por completo.

Palabras más buscadas
INICIO